martes, 9 de diciembre de 2014

¡Cómo el Veterinario robó la Navidad! Cuidados de las mascotas en la época de Navidad y Año Nuevo.

9.
El Link Humano-Animal


HPIM7171.JPG


¡CÓMO EL VETERINARIO ROBÓ LA NAVIDAD!


CUIDADOS DE LAS MASCOTAS EN LA ÉPOCA DE NAVIDAD Y AÑO NUEVO

Ya que en estos días nos encontramos saturados de información navideña no quise quedarme atrás y decidí escribir algunas recomendaciones para pasar las fiestas al lado de sus más grandes admiradores: sus mascotas.


Soy del grupo de personas que no simpatizan con la Navidad y el fin de año me da lo mismo, únicamente siento que me queda un año nuevo menos en la vida; de no ser por el cariño que recibo de mis familiares y amigos sería una época común. Pero no soy el único a quien no le gusta esta época, también es la temporada más estresante para nuestros mejores amigos, me refiero en especial a los gatos y los perros. Es muy común que sufran muchísimo en los días de mayor barullo, también lo es que se enfermen por comer cosas que no deben comer, que se pierdan y hasta que tengan problemas serios de salud.


Entre los perros y los gatos son los primeros los que más sufren, posiblemente también lo notamos más porque son chismosos y se van a quejar con mayor frecuencia que los felinos. Pero vamos a analizarlos por separado.


Para los perros lo más molesto es la pirotecnia, posiblemente algunos lectores primermundistas no comprendan esto porque no han pasado una nochebuena o año nuevo en América Central, honestamente creo que hasta Rambo correría a las trincheras. Hoy en día ya casi ningún perro se llama “Rambo”, pero hasta las razas más valientes suelen volverse locas con el ruido. Siempre me preguntan si hay algo que se les pueda dar para que se duerman; la respuesta es NO, y no voy a entrar en detalles farmacológicos, simplemente no funciona y para que funcione tendrían que estar tan profundamente afectados por el fármaco que necesitarían supervisión médica.


Lo que se debe hacer es proveer a los perros un sitio en el que se sientan seguros, un cuarto en el que puedan encontrar refugio, dejarlos ir a donde quieran esconderse, es normal y pasará en poco tiempo. Si el perro se quiere meter debajo de una cama, déjelo que lo haga. Es más común que los perros epilépticos sufran episodios convulsivos durante estas fechas y es muy probable que el estrés tenga un papel importante en esto.


Algunas personas dejan al pobre perro en el patio o lo encierran lejos para no escucharlo, el resultado es un daño considerable a las puertas y hasta la destrucción de bienes materiales al producirse la ansiedad por separación y el pánico como resultado de esto. Es frecuente que de tanto saltar los pobrecitos terminen con dolor de espalda; esto puede desarrollar hasta compresiones de los discos vertebrales y convertirse en un problema médico serio.


Además del ruido también está el problema de que hay comida por todos lados, y no precisamente alimento apropiado para perro. Recuerdo que mi perra Nakki se tomó 14 margaritas en una reunión, todo el mundo se levantó de la sala a ver algo y cuando regresaron sus copas estaban vacías. Deben poner especial atención a los huesos, tanto dentro como fuera de la casa, porque suelen dar problemas serios al atorarse en la boca o en el tracto digestivo. Los chocolates son muy tóxicos para los perros, así como también las pasas y las uvas. Si me pongo a explicar qué pasa si consumen cada uno de estos alimentos nunca voy a terminar de escribir y los editores de la revista ni aguinaldo me van a querer dar.


Por si todo esto no fuera suficientemente peligroso para nuestros perros, con frecuencia los niños salen a la calle y dejan la puerta abierta, llegan visitas y entre que algunos están muy ocupados con la comida y otros con la bebida, no les extrañe si el pobre “Fido” termina desorientado en la calle o víctima de algún conductor alcoholizado que va a 100 kilómetros por hora, en zona residencial, para llegar a tiempo a su casa y que su familia no le cierre la puerta.


Con los gatos la cosa es distinta, puede que el “Misho” desaparezca desde unas horas hasta que no vuelva nunca más en caso de sucederle algún percance (igual que con el señor que venía alcoholizado para llegar a tiempo). Otros gatos suelen dormir todo el rato al encontrar un lugar en el que se sientan seguros. Por lo general se esconden por no gustar de la compañía de extraños en la casa, pero sufren menos que los perros.


Después de pedirles que tomen las consideraciones del caso para que sus mascotas se estresen lo menos posible, voy a solicitarles encarecidamente que no regalen mascotas para navidad si pueden evitarlo. Existe gran cantidad de personas sin escrúpulos que crían perros solo para venderlos en navidad como si fueran un objeto cualquiera, piensen en la vida que le dan a los perros reproductores, una vida muy distinta a la que cualquier propietario le da a sus mascotas, simplemente porque no son mascotas.


RING - RING - RING
  • *Aló.
  • “Doctor, buenas noches, perdone que lo moleste en nochebuena, fíjese que mi perrita, bla bla bla bla bla...bla bla bla bla…”
  • 15 MINUTOS DESPUÉS:
  • *¿Así?
  • “estaba yo … bla bla bla bla bla…”
  • OTROS 15 MINUTOS DESPUÉS:
  • *Entiendo.
  • “y entonces bla bla bla bla bla…”
  • DESPUÉS DE QUE FINALMENTE SE LE SECARA LA BOCA DE TANTO HABLAR...
  • *¿Tiene pasiflora a la mano?
  • “¡¿le puedo dar pasiflora?! ¡No lo sabía!
  • *La pasiflora es para usted, tómese dos de un solo... HO HO HO, Merry Christmas!!!!!!


¿Tienes alguna historia que quieras compartir sobre algo que hicieron tus mascotas para navidad? Hazlo en nuestra página de Facebook, nos encantaría leerlas.



martes, 2 de diciembre de 2014

La edad real de las mascotas.

8.
Mauricio Vicente Cuevas
Médico Veterinario
24/11/2014
LA RELATIVIDAD DEL TIEMPO Y
LA EDAD REAL DE LAS MASCOTAS


Algunos dicen que el tiempo es una ilusión, otros que es relativo, hay quienes dicen que no existe y otros no piensan en él, pero la verdad es que el tiempo no espera a nadie. Lo que estoy escribiendo tiene que ver con el tiempo, con nuestras queridas mascotas y nosotros.


Todas estas reflexiones sobre el tiempo están de moda ahora, ser físico teórico es en estos días algo muy respetado, gracias a grandes hombres de ciencia como Stephen Hawking y también a personajes ficticios como Sheldon Cooper.  National Geographic presentó un artículo estupendo sobre los agujeros negros y la relación entre el tiempo y la gravedad (marzo 2014) y la película “Interstellar” hace reflexionar a quienes están interesados en el tema.


El tiempo es la cuarta dimensión y es relativo, se sabe que el tiempo es más lento cuanto más fuerte es la gravedad, esto está comprobado y los relojes de los satélites deben ser ajustados con una fórmula matemática para que los sistemas de posicionamiento global funcionen con precisión. Un segundo dentro de un agujero negro debe ser equivalente a una eternidad en la tierra (debido a la fuerza de gravedad).


Pero dejando por un lado al efecto de la gravedad sobre el tiempo, a pesar de estar todos en un mismo ritmo, nuestra percepción es distinta, un joven de 15 años ve viejo a un hombre de 40, mientras que para un anciano dicha afirmación resulta absurda. Hacer algo desagradable da la impresión de parecer eterno, y cuando nos estamos divirtiendo el tiempo parece volar.


En lo que respecta a los perros la creencia popular aceptada es que cada año de estos equivale a 7 años humanos, seguro todos han escuchado esto. Lo que a mí me preguntan es si es eso cierto y solo puedo responder que es relativo. Vamos a tomar en consideración lo siguiente.


La edad de los perros se mide en años calendario, igual que la nuestra, ningún libro sobre veterinaria habla de años caninos o felinos, si un animal tiene seis años es así, han pasado seis vueltas completas del planeta alrededor del sol. ¿Estamos claros? ¿Entonces por qué se habla de dicha equivalencia?


Dicha equivalencia (1=7) no es más que una forma de comparar cuántos años tendría un animal si fuera una persona, la edad a la que alcanza la pubertad, su edad reproductora, algo como la menopausia, cuando termina la edad para reproducirse y la edad en que se acerca su muerte. Es lo mismo que cuando a una persona le calculan su “edad real”,  lo hacen cuando una persona está en una condición física excepcional o pésima y eso la aleja del promedio. Un hombre de 30 años que no hace ejercicio, que fuma y come mal, estará seguramente más cerca de su muerte natural que uno de 50 que lleva una vida ordenada, con buena alimentación y ejercicio. De igual manera hay personas que se cuidan mucho y si se les compara con otras de su misma edad dan la impresión de ser al menos diez años más jóvenes. Es lo mismo que la comparación de las mascotas, solo eso, los 50 años se miden con el calendario, independientemente de su estado físico.


El problema de estas comparaciones en los perros es que las razas pequeñas viven más que las grandes, a mayor tamaño un perro vive menos; esos 7 años que equivalen a uno pueden ser considerablemente menos si se trata de un chihuahua o más si se trata de un mastín.


Además las razas pequeñas son más precoces y alcanzan la madurez sexual a los pocos meses, un chihuahua ya es adulto desarrollado en menos de un año, mientras que un gran danés no es más que un cachorro de 12 meses, ya que éste último terminará de crecer a los 36 meses. Entonces un chihuahua de un año sería el equivalente a un humano de 18 (aproximadamente), mientras que el gran danés estará lejos de dicha edad si únicamente tomamos en consideración a la madurez sexual, como parámetro de comparación.


Ese primer año del chihuahua no equivale a 7 años humanos, por las razones mencionadas en el párrafo anterior, pero luego cada año posterior tendrá un valor considerablemente bajo, en comparación al perro de raza gigante. Para nuestro gran danés quizá el primer año sí fue equivalente a 7 años humanos, pero una vez termina de crecer tiene un período de madurez sexual muy corto y luego entraría en la fase de la tercera edad rápidamente.


Para un hamster la comparación es más drástica. Solo viven 1000 días (tres años aproximadamente), entonces para un animalito de éstos, cada año humano equivale a unos 25 a 35 de una persona. Así de rápido para el tiempo para ellos.


Volviendo a los perros y a los gatos, es obvio que viven mucho menos tiempo que la especie humana, todos lo sabemos, entonces podríamos decir que si no los llevan al veterinario en tres años, eso sería similar a que una persona no vaya con el médico en más de veinte. Y cuando un veterinario les diga que quiere ver a su mascota cada 6 meses, por favor no lo vean como algo exagerado, porque sería comparable a 3.5 años de un humano y sabemos que en 3.5 años muchas cosas pueden pasar (problemas de riñones, corazón, cáncer, etc.).

El tiempo es más corto para nuestras mascotas y no estamos en un agujero negro como Sgr A* (por favor sean curiosos y sigan el link para saber qué es Sgr A*) para desperdiciarlo, el tiempo vuela aquí y ahora, así que hay que aprovecharlo, especialmente con nuestros compañeros de cuatro patas.

domingo, 30 de noviembre de 2014

Bañar a un perro, la forma correcta de hacerlo.

Consideraciones a la hora de bañar a un perro


Ningún libro de dermatología veterinaria menciona la frecuencia exacta con la que se debe bañar a un perro, la respuesta es: cada vez que lo necesitan.

Eso quiere decir que depende de qué tanto se ensucie un perro, lo cual depende de sus actividades y del ambiente, o de si es un perro que viva en interiores o exteriores.

Lo que voy a explicar a continuación no tiene que ver con la técnica a utilizar en el baño, sino en algunas consideraciones que a lo largo de los años he observado como médico veterinario.

¿Agua fría o caliente?
  • Depende de mucho del clima, pero lo ideal es a una temperatura aproximadamente igual a la de la piel del perro (entre 35 y 37 grados centígrados para los que gustan de ser exactos).
  • El agua fría produce vasoconstricción periférica y en perros enfermos del corazón pueden hasta morir por el efecto de esta vasoconstricción y el esfuerzo que hacen para escapar del estímulo negativo del agua fría.
  • Agua muy caliente produce que se dilaten los vasos sanguíneos y en pieles irritadas (como por ejemplo alergias o infecciones) esto puede ser contraproducente.

¿Está bien mojarles la cara y la cabeza?
  • No les pasa nada porque les entre un poco de agua en los ojos, en la nariz o la boca, el sentido común es importante porque sienten lo mismo que sentimos nosotros cuando nos mojamos la cara, las reacciones van a variar de un perro a otro.
  • El champú, el jabón y otras substancias sí pueden irritar los ojos y mucosas; por lo tanto debemos tener especial cuidado.
  • Los oídos son el área más delicada, se recomienda colocar un tapón de algodón en cada oído para evitar que entre agua. A diferencia de los humanos, los perros tienen un canal auditivo que no es horizontal completamente y por lo tanto el agua no puede salir con solo inclinar la cabeza hacia un lado (como hacemos nosotros). El agua que no sale hace que suba el porcentaje de humedad y entonces crecen bacterias y hongos que pueden producir una infección severa.
  • No olvidarse de retirar los algodones

¿Qué hacer si entra agua en los oídos?
  • No hay forma de sacarla por completo, aunque lo más efectivo es dejar que sacudan vigorosamente la cabeza.
  • Si creen que entró agua, y mucho mejor si lo hacen todo el tiempo como costumbre, deben aplicar un líquido limpiador para oídos, eso hará que el agua salga y como están fabricados para quedarse dentro del oído no pasará nada.
  • Lo importante es que sea un producto especial para limpiar oídos fabricado por un laboratorio médico de prestigio, no algún líquido preparado por el vecino o comprado en locales de dudosa reputación.

¿Qué tipo de champú o jabón utilizar?
  • En lo personal prefiero recomendar productos que no contengan insecticidas.
  • Los que no quiero que usen son los que dicen controlar pulgas y garrapatas, esos contienen químicos que pueden resecar o irritar la piel; además NO SIRVEN para controlar pulgas y garrapatas, si los utilizan como tratamiento para estos ectoparásitos NUNCA los eliminarán por completo.
  • Recomiendo champú de avena para cachorros, sin insecticidas.

¿Qué pasa si se baña a un perro muy seguido?
  • Depende con qué se bañe, algunos productos son más irritantes que otros y también algunas pieles son más sensibles que otras.
  • Corre el riesgo de eliminar demasiada grasa natural de la piel y que eso dé problemas de resequedad o mal olor.
  • Por lo general el pelo se vuelve más fino, por eso los perros que compiten en exposiciones de belleza canina no se bañan tan seguido, ya que el juez podría considerar que dicho pelaje no es el ideal de la raza.

¿Bañar en casa o llevarlos a la sala de belleza?
  • Llevar a los perros a salas de belleza es un gasto grande, terminará gastando más en un año en eso que en tratamientos médicos; debe considerar que en los salones de belleza los perros no son más que objetos y que intentarán venderle servicios que no necesita o que podrían poner en riesgo su vida si no son llevados a cabo por un veterinario profesional.
  • La ventaja de la sala de belleza es que algunos propietarios no pueden hacerlo bien personalmente; en caso de encontrar a una persona que trate bien al perro y que se note que el perro lo disfruta es una buena opción.
  • En la sala de belleza van a estar en contacto con otros perros, si en el mismo local venden cachorros es casi seguro que estarán en contacto con virus productores de enfermedades como el parvovirus y el moquillo canino. Otro riesgo es que el perro escape y salga corriendo a la calle, ha pasado en varios locales.
  • Los perros que padecen de la espalda o de problemas cardiacos solo deben ir a la sala de belleza si están acostumbrados y si se sabe que lo disfrutan, el esfuerzo para salir de la tina puede causar compresión de la médula espinal o hasta insuficiencia cardiaca aguda.

¿Cuál es la principal ventaja de bañar personalmente al perro?
  • En primer lugar el perro disfruta más de la compañía del amo que de la de extraños.
  • Los propietarios se pueden dar cuenta si hay alguna anormalidad, como presencia de pulgas o garrapatas, presencia de tumores, infecciones en oídos, etc.
  • Ahorro de dinero: considere que gasta 150 al mes en los baños, eso representa en un año 1800.

¿Qué procedimientos nunca deben realizarse en una sala de belleza canina?
  • Vacunar. Considere que su peluquero vacune a sus hijos (me refiero a hijos humanos), no están en capacidad de hacerlo. Las vacunas que no son aplicadas por un veterinario con licencia de trabajo no tienen validez legal, a la hora de que exista una demanda por una mordedura causada por el perro a una persona o para viajes al extranjero.
  • Limpieza dental: siempre debe hacerse bajo anestesia general, es un procedimiento de mucho riesgo y una anestesia únicamente debe aplicarse en un hospital, jamás en una tienda y por personas inescrupulosas que solo les interesa vender un servicio más.
  • Consultas médicas: por razones obvias, no tienen licencia para practicar medicina veterinaria.

¿Se puede utilizar secadora o toalla?
  • Si su perro tiene una enfermedad en la piel lo mejor es consultarlo con un médico veterinario dermatólogo, perros con pieles sensibles pueden ser irritados por la secadora o por la toalla, consulte a su veterinario si su perro tiene problemas de piel.
  • Las secadoras no deben estar muy calientes, eso puede dañar la piel.
  • El secado con toalla es ideal, pero es mejor no hacerlo vigorosamente o en contra del sentido del crecimiento del pelo.

¿Se debe quitar completamente el jabón?
  • Sí, los restos de jabón, sin importar si son de buena o mala calidad, van a irritar la piel, debe ponerse atención a que absolutamente nada quede sobre la piel.

¿De qué depende la frecuencia de los baños?
  • En perros alérgicos es mejor bañarlos seguido para limpiar la piel de las partículas que producen la alergia.
  • Si el champú es para uso frecuente se puede utilizar cada 15 días de manera ideal (en perros sanos, ya dije que en perros alérgicos puede ser más frecuente). Nunca más seguido de cada 8 días en un perro sano.

¿Puede un perro pasar mucho tiempo sin bañarse?
  • Sí, ya dijimos que los perros de exposición no se bañan con mucha frecuencia.
  • Siempre que se mantengan limpios, no bañarlos no significa que no se les cuide la piel y el pelaje, se deben cepillar y peinar apropiadamente, deben mantener oídos limpios, ojos libres de secreciones y pasar una toalla húmeda sobre el pelo (en dirección del crecimiento del pelo) para limpiar impurezas que se pegan durante el día.

¿Sirven los jabones y champú para controlar pulgas y garrapatas?

  • No por lo general.
  • Los baños únicamente matarán a los parásitos que estén sobre la piel, al poco tiempo se volverán a infestar.
  • Deben usar productos específicos bajo receta veterinaria, el uso de los champús da una falsa sensación de estar controlando un problema, cuando en realidad solo están gastando dinero por gusto.